30 Nov La fruta, la mejor amiga del deportista.

Todos conocemos los beneficios que aporta comer 5 raciones de frutas y verduras al día, y por ello hoy queremos profundizar en los beneficios de tomar fruta en particular para los deportistas.

Numerosos estudios médicos aconsejan ingerir al menos dos litros de agua al día; y en el caso de las personas que realizan deporte, es esencial que cuiden más su hidratación para contrarrestar el desgaste y la eliminación de líquidos que produce el ejercicio físico. Aquí es donde toma importancia consumir fruta con regularidad, ya que nos aporta agua, vitaminas, minerales, azúcares y otros elementos básicos que tienen un efecto protector-recuperador de las células.

Muchas frutas contienen ácido cítrico, ácido málico, ácido elágico o el ácido oxálico. Estos ácidos se digieren rápidamente y producen la alcalinización del medio celular, lo que aporta a las dietas de frutas un valor depurativo que ayuda a eliminar las toxinas del cuerpo.

Pero más allá, no son los únicos beneficios que nos pueden aportar las frutas. Por ejemplo, en la piel blanca que cubre los gajos de cítricos como la naranja podemos encontrar hesperidina y vitamina P, una sustancia que puede mejorar la circulación venosa,  puede prevenir las hemorroides, las varices y los problemas de circulación. Por otro lado, la piña y la papaya contienen enzimas digestivas conocidas como bromelina y papaína, respectivamente. Son enzimas proteolíticas, que se estudian por su supuesta ayuda a la digestión de proteínas.

Otro de los minerales más presentes en la mayoría de las frutas es el potasio. Se trata de un mineral que es indispensable para el funcionamiento del cuerpo: interviene en las transmisiones nerviosas, la producción de energía, la síntesis de ADN, ARN y proteínas y la contracción de los músculos. Los deportistas necesitan una cantidad mayor de potasio debido a las pérdidas de este mineral en el sudor.

Pero, ¿qué fruta hay que comer antes o después de entrenar?

Se trata de una pregunta muy frecuente entre deportistas y cuya solución es importante a la hora de preparar el entrenamiento. Para responder correctamente a la pregunta debemos fijarnos en el índice glucémico de cada fruta, ya que nos permite estimar el tiempo que tarda en aparecer en forma de glucosa en la sangre para ser metabolizada y asimilada por nuestro organismo.

En frutas como las manzanas, cerezas, fresas o pomelos, cuyo índice glucémico es bajo, es más indicado tomarlas antes de entrenar; mientras que las de elevado índice glucémico, como el plátano, el mango, la piña, el kiwi o un zumo de naranja, están más indicadas para después de entrenar, ya que se absorben y metabolizan mucho antes por nuestro organismo, lo que favorece notablemente la hidratación y recuperación.

Así que recordar, antes y después de hacer ejercicio, tomar una pieza de la fruta indicada nos ayudará a estar más sanos y fuertes y mejorar nuestro rendimiento.

Fuente:
www.runners.es
www.maraton.es
es.sportize.me



No hay comentarios

Escribe un comentario

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies